Sí; ya lo sé: a tí y a mí limpiar nos gusta menos que a Cristiano Ronaldo que le nombren a Messi. Pero son gajes del oficio, y no nos podemos librar.

Así que si hay que limpiar ¿por qué no utilizar una colección de utensilios de limpieza divertidos? Escobas, recogedores, cepillos… con vacas, por ejemplo. Y fíjate qué bonitas. Si hasta tienen nombre, y todo. Aunque ahora que me fijo bien, no sé si serán vacas o toros, porque no les veo las ubres… pero bueno; tampoco es cosa de fijarse en esos detalles, que está muy feo.

Sea como sea: limpia con estilo, y con gracia. ¡Ya hubiera querido Gracita Morales limpiar así!

Pinchar en la galería para ampliar.