Hay quien dice que los colores no existen. Que son meros engaños de los sentidos y que un marciano que llegara a la Tierra podría ver los árboles azules, grises o no verlos en absoluto. (Esperemos que vea los semáforos, por lo menos, no se la vaya a pegar nada más llegar.)

También dicen que los perros no ven los colores, lo cual es una pena si están viendo los Teletubbies: les será todavía más dificil adivinar si son macho o hembra.

Batidor de huevos de siliconaA los que piensan que los colores son más inútiles que la última tecla del piano, les decimos: no es lo mismo ponerte morado que que te pongan verde. O ver el futuro color de rosa y con brotes verdes, como el gobierno, a verlo negro, como la oposición.

Pues lo mismo pasa con las cocinas. El mundo ha cambiado tanto que los colores vivos e intensos se han adueñado de nuestras uñas, nuestros smartphones… y también de nuestras cocinas.

Bandeja verdeNuestras abuelas y bisabuelas vivían con cocinas en blanco y negro, como esos anuncios de teletienda, en la parte de “yo antes era muy desgraciada”. Felizmente, ahora tenemos colores en las paredes, colores en los muebles y colores en los utensilios y menaje de cocina, como en los anuncios de teletienda, en la parte de “desde que compré el crecepelo para tortugas ya soy feliz”.

Os dejamos con una colección de fotos que, para abreviar, hemos titulado la supergalería de fotos de cosas bonitas de menaje de colores para las cocinas, en la que recopilamos algunas de las cosas coloridas tenemos en latiendawapa. Fotos bonitas para cosas bonitas. Podéis pinchar para activar la presentación y ampliar las fotos.