¿Aún no tenéis frío? Pues ya va siendo hora, así que os vamos a ayudar un poco.

Imagínate que alguien te mete un cubito de hielo por la espalda. O que eres la ardilla de Ice Age y que te caes con la bellota en un torrente de agua congelada hasta la próxima película. O que te dicen que Chanquete ha resucitado. O que eres un esquimal y se te ha averiado la calefacción del iglú. O que el Fondo Monetario Internacional opina que hacen falta aún más recortes.

Manta microfibra de leopardoQué: ¿no os habéis quedado fríos? Pues a eso íbamos. A que si no tenéis frío ya podéis ir empezando, porque nuestra nueva colección de mantas para sofá llega más calentita que una manada de búfalos en celo, para hacer de vuestros sofás una explosión térmica que ríete tú de las Supernovas.

Hay mantas de microfibra, mantas de pelo, mantas polares, mantas escocesas, pero todas vienen con extra de suavidad, mimosidad y garantía de acurrucamiento en el sofá. Solos o en pareja, eso es cosa tuya, pero te advertimos: en pareja, y con el calorcito, nunca se sabe lo que puede ocurrir…

También las puedes utilizar para poner a los pies de la cama, para irte de viaje sin que te abulten un mundo en la maleta, e incluso también para liarte la manta a la cabeza. Es que lo tienen todo.

Puedes ver la gama de mantas de la tienda pulsando aquí.