Hace poco os hablábamos de la llegada de nuestra nueva serie de alfombras de bambú: las alfombras de bambú de lámina estrecha con hilo trenzado.

Y hoy, para enseñaros el primer modelo que posa para nosotros en el blog, el departamento de pruebas de alfombras de latiendawapa se ha trasladado nada menos que a Costa Rica. No por nada, sino porque así se llama este modelo: alfombra de bambú Costa Rica.

Alfombra de bambú 140x200Lo malo es que depués de varios intentos infructuosos de contactar con ellos, parece que nuestro equipo de pruebas se ha pegado tal empacho de daikiris debajo de un cocotero que no están en condiciones etílicas de enviarnos el reportaje.

Así que hemos tenido que hacerlo aquí, encargándoselo a nuestro osito de peluche. A la vuelta hablaremos…

El caso es que hay mucho que decir de estas alfombras. A diferencia de las alfombras de bambú tradicionales, de lámina ancha, estas combinan láminas finas, de 2 y 5 mm. en varios tonos con un hilado que busca contrastes y diseños variados.

Este modelo en particular busca los tonos de madera más claros y naturales. Un hilado con dos colores, uno plateado y otro oscuro trenzan la trama de bambú dándole carácter y variedad a la mezcla.

Nuestro osito prueba la alfombra de bambúEl resultado es una alfombra ligera y acogedora, que aporta toda la calidez de la madera sin resultar pesada.

Como todas las alfombras de bambú se limpia muy fácilmente, con aspirador, paño húmedo o incluso fregona y no acumula polvo. Y su reverso con puntitos de goma antideslizante te asegura de que no se andarán moviendo por ahí.

Hay cinco medidas disponibles, para que puedas llenar tanto un salón como un pasillo, una entrada o cualquier habitación. Pero los detalles, tanto de esta alfombra como de sus hermanas de gama, los puedes ver en el departamento de alfombras de bambú de la tienda.

Postdata: nuestro equipo de pruebas nos llama desde Costa Rica para decir que no piensan volver. Que allí se está muy bien, no hay ciclogénesis y que los daikiris están muy ricos. Y que les mandemos varias alfombras para amueblar el bungalow.

¿Y si nos vamos nosotros también…?