Si, amigos. En estos tiempos todos necesitamos un respaldo: algo en lo que apoyarnos, que nos sostenga y nos acoja en su seno.

Por eso en Juego de Tronos tienen dragones, los gobiernos en quiebra tienen al Banco Central Europeo y el Madrid tiene a Cristiano. Y también por eso los bebés tienen mamás, las gafas tienen fundas y los balones tienen porterías.

Puff con respaldoPues así son estos puffs: los puffs con respaldo, o puff butaca. Ofreciéndote siempre todo el apoyo que necesitas.Y no se trata de uno de esos animales híbridos, como el gallifante o el salmono (mitad pez, mitad primate). No.

Este es un puff que se lo ha pensado mejor y que a diferencia del puff pera ha decidido dejarse crecer un respaldo. Para que no hagas equilibrios en la cima del puff, como si estuvieras en una carrera de dromedarios.

Son puffs pensados para sentarse como un señor. O como un niño, porque este puff está disponible en dos tallas: peque y adulto. Pero en cualquier tamaño, es el puff que hará morirse de envidia a tus butacas. Y con más colores que el catálogo Pantone.

Pero lo más importante de todo es que, por fin, alguien te da respaldo. No nos lo agradezcas, somos así. Aquí los puedes ver, en latiendawapa.