Los Hermanos Dalton, aquellos cuatreros de los cómics de Lucky Luke, tenían una ventaja: no importaba el tamaño de la puerta del banco que atracaran, que por lo menos uno cabría seguro. Por eso los hacían así, en serie y escalonados.Los Hermanos Dalton

Es lo mismo que les pasa a nuestras cajoneras de madera de estilo rústico: no importa el tamaño del hueco que tengas disponible para amueblar y ordenar, que seguro que alguna te entrará en el sitio como anillo al dedo.

Claro que ahí se acaban los parecidos entre ambas familias, porque todo lo demás son diferencias. Por ejemplo:

Los Hermanos Dalton eran malos malísimos, y nuestras cajoneras son estupendas estupendísimas; los Dalton lo desordenaban todo y las cajoneras viven para ordenar. Los Dalton eran feísimos y nuestra cajoneras en cambio son preciosas; los Dalton eran de estilo rústico y nuestras cajoneras también.Cajonera de madera y fibra

Y lo más importante: nuestras cajoneras no tienen bigote. Ni falta que les hace.

Esta colección de cajoneras eleva la noción de mueble auxiliar combinable a una nueva categoría. Con su estilo fresco y natural, su fabricación con madera con acabado decapé y sus cestas de fibra en tonos tostados han nacido para ser más rústicas y campestres que un anuncio de la Casa Tarradellas.

A diferencia de algunos partidos políticos, los miembros de esta familia se llevan tan bien los unos con los otros que están encantados de compartir espacios y decorar bien a gusto, en grupo o por separado. Y están diseñadas para encajar en casi cualquier ambiente (no te las recomendamos si eres Darth Vader o Ágatha Ruiz de la Prada).

Estos preciosos muebles auxiliares forman parte de nuestra colección de cajoneras de madera, que podéis ver con detalle en la tienda, junto con otros modelos muy chulos. Os dejamos con unas cuantas fotos.