Nuestra nueva serie de estanterías auxiliares Oak ha llegado para convertirse en la envidia de todos los robles del mundo.

Porque se da tal maña imitando de la manera más realista la madera de roble con su acabado laminado que ni mamá roble distinguiría el tablero original de nuestros estantes.

La imitación es tan espectacular que para ver una mejor tienes que irte al insecto palo. Y desde luego, es mucho mejor que nuestros diputados intentando imitar a políticos responsables o Iker Jiménez haciéndose pasar por investigador científico.Estantería portátil de metal y madera

Son estanterías auxiliares muy actuales, ligeras y resistentes que han sido pensadas para todo uso y para cualquier lugar de la casa. Llegan en formato tanto rectangular como rinconero o esquinero y en varias alturas con tres o cuatro baldas.

La estantería con vocación sencilla y minimalista

Como su vocación es la sencillez y el minimalismo han decidido no tener más que patas y estantes. Pero para completar la lista de ingredientes le han añadido un tanto de diseño y otro cuarto de utilidad para crear un mueble que, como Matías Prats, es funcional sin renunciar al estilo.

Aunque realmente, decir estantería auxiliar es un pleonasmo (no, pleonasmo no es ninguna enfermedad pulmonar sino que significa “redundancia”).Esquinera de metal y madera

Porque la querencia natural de toda buena estantería es auxiliar y ayudar al orden y a la decoración en el hogar, del mismo modo que la de Cristiano Ronaldo es aparecer en paños menores en los anuncios.

Laminado hiperrealista para una decoración espectacular

Las patas son metálicas de sección redonda pintadas de blanco y los tableros son de madera DM laminada hiperrealísticamente con PVC, lo que les garantiza duración y resistencia al uso prácticamente ilimitadas.

Sí; es cierto que también podrías hacerte una estantería auxiliar de roble auténtico, pero sería muy complicado. Por si quieres intentarlo te dejamos las instrucciones:

  • En primer lugar planta un roble (en sentido literal, ¿eh? No seáis malos).
  • Luego escoge una buena silla y las obras completas de Proust mientras ves crecer el roble (ten paciencia, tarda unos añitos).
  • A continuación cómprate una motosierra (es conveniente hacer testamento antes por si algo sale mal).
  • Después, corta y lija los tableros.
  • Finalmente encarga las patas a una fundición y píntalas.

Si aun no te ha dado el ataque de nervios, ya tienes tu estantería.Estante de metal y madera

Pero de verdad: es mucho, pero muuuucho más fácil pasarse por el departamento de estanterías de latiendawapa en donde, mientras no se agoten, tenéis estas estanterías con todos los detalles de precios y medidas.

Allí podéis comprarlas, pinchando el botón tan bonito de aquí abajo. Y si ya se han agotado, seguro que encontráis otras muy chulas.

¡Vamos a comprar las estanterías!