La técnica jaquard es a las cortinas lo que el 4k es a la televisión: el paso a otra dimensión, más vívida, realista y decorativa. Las cortinas confeccionadas con técnica jaquard son cortinas vitaminadas, llenas de vida, textura, relieve y color.

El fundamento técnico es una habilidad de telar que cuenta ya con más de dos siglos de historia: el telar jaquard.

En ella, la trama de diversos hilos se teje a distintos niveles de manera programada siguiendo patrones, lo que permite trasladar a la tela cualquier motivo decorativo que, a diferencia de los tejidos estampados, se forma con la superposición y entrelazado de las diferentes capas de hilados.

Cortinas de colores vivos

El resultado de esta confección son telas con un relieve texturado, en el que los motivos y colores resaltan como si estuvieran esculpidos en lugar de tejidos, porque realmente están en relieve, formado por distintas capas de tramas tendidas sobre la urdimbre.

Aunque si queréis un término técnico más sencillo y que resuma todo lo anterior, diríamos que “quedan bonitas que te c***.”

Cortina tejida jaquard

 

Las cortinas jaquard, para todos los ambientes

Las nuevas colecciones de cortinas jaquard son como los caramelos Sugus: están pensadas para que haya un sabor y color para cada ambiente. Pero a diferencia de ellos, ninguna tiene crisis de identidad, como le pasa al Sugus de piña, que no sabe por qué es azul.

Estas cortinas sí que saben lo que quieren, que es decorar tus ventanas de manera destacada y discreta al mismo tiempo. Y parece fácil ser destacado y discreto al mismo tiempo, pero no lo es en absoluto si no eres George Clooney.Cortina con triángulos

si queréis un término técnico más sencillo y que resuma todo lo anterior, diríamos que “quedan bonitas que te c***.”

Uno de los temores que siempre nos asaltan cuando decoramos nuestro hogar en general, y más en particular cuando escogemos cortinas para nuestras ventanas, es que después nos podamos arrepentir.

Las cortinas jaquard, por su variedad de texturas y colores y por su porte lleno de vida y carácter son un antídoto contra el arrepentimiento. Son un acierto seguro, y así podrás dejar el arrepentimiento para las cenas con fondue.

Cortina jaquard marrón

La cortina de compar y colgar

Las piezas ya confeccionadas y cortadas son la mejor opción, con medidas estándar de 140 cm de ancho y 260 cm de alto. Ya vienen provistas de anillas para barra de cortina y están listas para colocar: son el pret-a-porter de nuestras ventanas, pero con espíritu de alta costura.

Las particularidades de su confección las hacen ser cortinas con cuerpo, pero ligeras; con personalidad pero no estridentes; serias pero en absoluto aburridas.Cortina jaquard en dos tonos

Estas colecciones, con una opacidad media, permiten filtrar la luz pero preservando la intimidad al no dejar verse las formas. Por algo se dice que en el término medio está la virtud. Y las cortinas jaquard.

Son cortinas para todas las estaciones y para todos los ambientes, ya que no tienen remilgos de clases. No son estiradas ni te van a mirar por encima del hombro si no vives en el Palacio de Versalles.

Lo suyo es convivir con espíritu democrático tanto en decoraciones de estilo clásico como también en decoraciones más informales.

Trenzado de cortina

¿Qué estilo de decoración tienes? Da igual: te valen.

Diríamos que su rollo no consiste solamente, como los cantantes de reggae, en pasarse la vida colgadas, sino que lo que les va es el eclecticismo bien entendido, ayudando a vestir ventanas en ambientes de estilo moderno, industrial o vintage.

Cortina jaquard oscura

De hecho, estudios científicos han demostrado que tu decoración rejuvenecerá después de vestirlas con cortinas jaquard. Por lo menos 15 días. Y que tus ventanas serán un 37,5% más felices.

Bueno; puede que la información científica del párrafo anterior no está debidamente contrastada, pero lo que sí es seguro es que cuando te toque renovar las cortinas debes darle una oportunidad esta manera de vestir ventanas: la cortina jaquard.

Cortina jaquard con círculos