Muebles auxiliares hay muchos y de muchas clases, pero de entre todos ellos hay una categoría que destaca por su gran biodiversidad: las cajoneras.

Hasta tal punto es así que su diversidad comienza por el nombre, ya que las conocemos como cajoneras, aparadores, consolas, cómodas, mesas, sinfonieres o chinfonieres, tocadores y mil nombres más.

Aparadores y sinfonieres industriales

Que viva la biodiversidad en la vida y en los muebles

Es que la biodiversidad es una maravilla. Consiste en que hay pingüinos en la Antártida pasando un frío que pela, pero también los hay en las Galápagos bañándose a 30º y bebiendo caipiriña con las iguanas. Vaya injusticia, estaréis pensando. Pues sí, pero nadie dijo que la vida fuera justa.

Gracias a la biodiversidad pones la tele y a veces está Punset, pero otras Sálvame. Y en la radio a veces suena Mozart y otras Bisbal. A veces comemos carne y otras pescado. Y unas veces hay fútbol en la tele y otras también.

Mesa auxiliar con cajones

La diversidad hace que te puedas cruzar por la calle con personas de cien países distintos, que tengamos trescientos tipos de quesos y que te puedas ir de viaje a Murcia, Kamchatka o Tombuctú.

La diversidad es variación, es capacidad de elección, es llenar la vida de opciones.

Y lo que vale para la vida tiene que valer para la decoración, así que estaba claro que tarde o temprano la biodiversidad tenía que llegar a las cajoneras y muebles auxiliares.

Definición de cajonera

Por definición, una cajonera es aquel mueble que tiene cajones (por favor, sin chistes fáciles). Son muebles auxiliares de tamaño mediano que combinan la facultad de decorar con la de ofrecernos un espacio extra de ordenación.

Y con esa única premisa los diseñadores se encierran en una habitación llena de posters de Torrente, alimentándose con café bien cargado y vídeos de Paco Martínez Soria, para diseñar maravillas como los aparadores, consolas y cajoneras que definen la decoración de hoy en día.

Aparador de diseño actual

Esto da como resultado muebles muy diversos: hay consolas o cómodas anchas y alargadas, otros muebles son altos y estrechos, hay cajoneras altas y cuadradas, sinfonieres de formas regulares o aparadores de diseños más irregulares que la temporada del Celta.

Cajonera con cinco cajones

Pero todos son cajoneras y muebles auxiliares que os van a gustar más que un bebé foca, un gatito y una ardilla juntas.

Hay diseños de sinfonieres, consolas y aparadores tan rutilantes que si vuestra casa fuera una galaxia, estos muebles serían las estrellas más brillantes.

Y os van a enamorar de tal manera que hasta vuestra pareja estará celosa.

El estilo industrial se impone

Hay cajoneras para todos los ambientes, aunque hoy en día el estilo industrial se impone con fuerza en la decoración de interiores, con una gama de muebles auxiliares más grande que la memoria de un elefante.

El estilo industrial consigue elaborar una sabia combinación de elementos diversos, principalmente la madera y el metal, a los que les pasa como al Gordo y el Flaco: que si por separado ya son buenos, juntos son la bomba, especialmente para la fabricación de cajoneras, consolas y mueble auxiliar.

Decoración estilo industrial

Cuando hablamos de cajoneras, mesas y aparadores de estilo industrial no queremos decir que vayan a trabajar en la línea de montaje de una fábrica. 

Cajonera de madera y metal

Ni que si fueran poetas escribirían una “Oda al tornillo de 12 mm”. No.

Hablamos de un estilo que es un estado de ánimo, a medio camino entre la austeridad y la madurez, entre la serenidad y la rotundidad. Es un estilo de decoración que se percibe como auténtico, sin renunciar al adorno pero prescindiendo de lo superfluo, y que luce especialmente en las cajoneras, aparadores y similares.

En cualquier caso este estilo no es excluyente y permite integrarse a sus muebles en decoraciones de muchos tipos: rústicas, urbanas, modernas, escandinavas o minimalistas, gracias al tratamiento de los materiales y diseños.

Formas y tamaños para todos los rincones

Aparadores con cajones

La diversidad de las cajoneras la encontramos en la variedad de formas y tamaños. Tenemos tantos rincones potenciales en casa para colocarlas que en ocasiones necesitaremos cajoneras pequeñas y en otras ocasiones aparadores que nos llenen un espacio más grande.

Por eso es buena la diversidad: cuando tenemos amplias gamas de muebles auxiliares para elegir, todas ellas encuentran su lugar bajo el sol.

Aparador para televisión

Los aparadores o sinfonieres son los muebles auxiliares perfectos para llenar huecos, completar decoraciones, ordenar rincones y dar vida a baños, terrazas, cocinas y habitaciones en cualquier lugar de la casa.

Es un mueble contentadizo, que se siente a gusto tanto en recibidor como en el salón, pasando por los dormitorios o incluso en pasillos anchos.

Estilizados o compactos, de varias alturas y con cajones de varios tipos son cálidos y acogedores como un domingo soleado.

El complemento imprescindible

Las cajoneras, sinfonieres, aparadores y muebles similares son los complementos imprescindibles en cualquier casa. Tal vez no sean los actores principales, pero a ver cómo haces Ben-Hur sin los actores secundarios.

Aparador con muchos cajones

Eligiendo acertadamente un mueble auxiliar conseguimos que los muebles principales luzcan más y que todo el conjunto de la decoración brille con otra luz. Es como a un plato de carne cuando le pones la guarnición, y de repente descubres que te gustan más los guisantes que el solomillo (aunque no se lo dices a nadie).

Con cajoneras o aparadores diferentes y originales consigues desviar el centro de atención de las miradas, diluyendo el efecto de la decoración entre diversos elementos, aumentando la amenidad y la riqueza del ambiente.